MUJER ANDALUZA NACIDA PARA SUFRIR

MUJER ANDALUZA NACIDA PARA SUFRIR
PRESENTACIÓN DE LA NOVELA EN "EL COBRE" ALGECIRAS- CÁDIZ (ESPAÑA) DONDE NACIÓ ESTA NOVELA.

REALIDAD


 
La Luna muy orgullosa
se mira en el ancho mar,
con su cara tan hermosa,
¡qué grande y linda está!
 
Se mira y requetemira
pero el tiempo se le va,
ella sigue contemplando
su reflejo en la mar.
 
La Luna no se percata
que su tiempo ya pasó.
La Luna se está mirando
y ya no ve su brillar.
 
Marcha muy triste la Luna,
ya no ve su reflejo en el agua.
Su figura ha perecido
con la inmensidad del mar.
 

Antonio Molina Medina

6 comentarios:

  1. Qué fotografías más bonitas compartes, muy acordes con los poemas que escribes, amigo Antonio.

    La luna ve su carita reflejada en el agua, y en otras almas que a ella mira, la luna es la estrella del cielo y de nuestras miradas.

    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De niño, me entretenía siguiendo a las hormigas a sus nidos, y me asombraba del oder que tenían; su cuerpo tiraba de montañas de pienso, hojas y todo tiñpo de alimento para el invierno que vendría.
      como bien sabes, acudo a mis lugares donde viví y compartí con esas animalitos noche y día, son elementos que aclaran mi existencia la hace mas rica en conocimientos y me ayuda a caminar SOLO sin compañía por la vida.

      un beso y gracias María por estar-.

      Antonio

      Eliminar
  2. La luna no ha desaparecido, Antonio. Ha comprendido que su reflejo no es real, que no somos como nos vemos, sino como nos ven los demás. Por eso se mira en tus ojos, en los míos… en todos aquellos que encuentran en ella consuelo y abrigo.

    Besos y abrazos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Mari Carmen... La luna no desaparece... Ni se esconde... Ya se que esta ahí y yo la busco noche i día incluso por la sierra donde me crie. era de noche y la busque... Sentado en las rocas mirando los mares del estrecho, miraba su cara y ella sonreía. Solo la mire y me comprendía. yo la sonreí... Ella me comprendía.

      un beso

      Antonio

      Eliminar
  3. Ella siempre nos acompaña, y nos inspirará, ella siempre estará cerca aunque le llegue el momento de ocultarse. Su brillo permanece y su magia impregnada en nosotros los que le cantamos siempre quedará, solo se esconde para hacernos suspirar.
    Hermosa imágen.
    saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Susana por acercarte a estas amontonadas nubes, que muchas veces nublan el cielo. Pero ella esta ahí impertérrita en su cielo.

      un abrazo


      Antonio

      Eliminar