Mujer Andaluza Nacida para Sufrir

Mujer Andaluza Nacida para Sufrir
SEGUNDA EDICIÓN

CORAZÓN

Y el corazón ensartado con agujas
de seda hilvanadas, con la cera de abejas,
con la luz que desprende los
silencios acuáticos.
Los astros se reflejan en el propio llanto.
Mientras el sol alumbre y la rosa florezca
el olor de sus pétalos le enturbien la mente
y le haga su fiel compañero.
Nunca se cosera la boca
ni los trapos añosos que cubren su figura,
dejaran de sufrir aunque sea
entre luces, compartiendo la fuente
de agua limpia y trasparente.
17/09/14

Antonio Molina Medina

3 comentarios:

  1. Llueve desde el cielo, lágrimas de tristeza por los que sufren, que la luz siempre esté presente en sus almas.

    Me has recordado con la fotografía a las lamparitas que se ponían antes a los santos.

    Un placer leerte, mi querido amigo Antonio.

    Besos enormes, admirado Poeta.

    ResponderEliminar
  2. Mi querido Antonio, el corazón contra más sensible sea, más dolor sentirá por dentro es inevitable cada del sentir el sufrir de otras personas que lloran más que ríen, que no encuentran su camino por la vida. Necesitan una luz que los guié. Mi abrazo poeta siempre un gran placer llenar mi alma de tus letras.

    ResponderEliminar
  3. Todos tenemos un corazón, pero no todos los corazones son iguales. Abrazos

    ResponderEliminar